PERSISTE EL CONFLICTO POR LOS DESPIDOS EN CAIMANCITO

E-mail Imprimir PDF

Trabajadores despedidos de la municipalidad de Caimancito, junto a referentes del gremio SEOM, ampliaron sus denuncias públicas contra funcionarios de aquella comuna por el manejo discrecional de cargos que habrían sido distribuidos entre familiares  y allegados a la gestión. Afirmaron que a pesar de los reclamos hasta el momento los funcionarios municipales y provinciales no brindan respuestas sobre las irregularidades que se registrarían en la comuna.

En la mañana de ayer, un grupo de trabajadores despedidos y delegados del SEOM se hizo presente en Plaza Belgrano, en la capital jujeña, para ratificar las denuncias por los 5 despidos registrados meses atrás en la comuna de Caimancito. Los despidos fueron dispuestos por el intendente interino, Nelson Torres, hermano del diputado provincial Pedro Torres.

Según lo manifestado por los trabajadores los despidos se habrían dispuesto sin motivos aparentes y tan solo se habría argumentado la falta de recursos financieros que debía remitir el gobierno de la provincia. No obstante, remarcaron que desde el estado provincial se remitieron los fondos para el pago de salarios de todos los trabajadores que venían prestando servicios. Con esta referencia concluyeron que las desvinculaciones ocultan maniobras discrecionales en torno a los cargos comunales.

En ese sentido, alertaron que desde fines de 2017 las autoridades dispusieron la incorporación de personal tanto en el sector ejecutivo como en las diferentes áreas de la administración municipal. Las designaciones beneficiaron a numerosos familiares y allegados a la familia Torres. A partir de ello no dudaron al afirmar que “el intendente interino, junto a su hermano, no tienen plata para devolverle el trabajo a los 5 despedidos, pero si hay plata para negociados familiares”.

“Denunciamos públicamente que el diputado provincial, Pedro Torres, habilita beneficios para sus familiares y funcionarios amigos; uno de los negocios más rentables de la municipalidad de Caimancito son los cargos para los familiares cercanos”, expusieron los referentes del sindicato de Municipales, quienes apuntaron a la vez que las designaciones de allegados a la gestión de gobierno evidencia un manejo discrecional de cargos dado que mientras que se despide a gente con varios años de servicio se incorpora a nuevo personal con elevados sueldos que ponen en riesgo el estado financiero de la comuna.

Adrián Mirkin, miembro de la Comisión Directiva del gremio de municipales, comentó que “seguimos en tratativas y luchando para que esta gente sea reincorporada, más aún porque muchos de ellos tienen entre 5 y 7 años de servicios pero que por arreglos espurios con las autoridades del Concejo Deliberante y con el diputado Torres sacaron a trabajadores para incorporar otra gente que sería ñoqui y solo tienen la ventaja de ser familiares y amigos del intendente”. Al aludir a los “arreglos políticos” por cargos comunales, el dirigente municipal manifestó que “no podemos entender cómo pueden manejar y jugar con la necesidad de los trabajadores como si fueran patrones de estancia sin que les importe las familias que están detrás de estos trabajadores”.

En igual sentido, algunos de los trabajadores alcanzados por las disposiciones de los funcionarios de Caimancito, señalaron que existen argumentos lógicos para despedir trabajadores y se proceda a incorporar nuevo personal que tienen vínculos con las autoridades.

 

Su opinión nos interesa

Cómo califica la medida adoptada por el Gobierno por el cierre de los locales bailables, afters, pubs a las 4 AM en toda la provincia?
 
Qué es lo que más nos preocupa a los argentinos?
 

Usuarios Online

Tenemos 1685 invitados conectado