UNIVERSITARIOS RATIFICAN QUE TRAS EL RECESO NO VUELVEN A LAS AULAS

E-mail Imprimir PDF

El secretario adjunto de la Asociación de Docentes  e Investigadores de la Universidad nacional de Jujuy, José Del Frari, confirmó que la asamblea de delegados de la Conadu histórica resolvió el no retorno a las aulas una vez que finalice el receso invernal en señal de protesta por la ausencia de una oferta de mejora salarial que satisfaga los requerimientos de los trabajadores del sector.

En declaraciones a la prensa el gremialista comentó que la profundización del conflicto en las universidades del país obedece a la suspensión  de todo tipo de negociación salarial entre la Conadu Histórica y el Ministerio de Educación de la Nación. Al mismo tiempo reiteró que entre los trabajadores existe un profundo malestar por los recortes en los presupuestos universitarios que alterarían el funcionamiento de todos los claustros del país.

“El congreso universitario ya resolvió la medida que comenzará a hacerse efectiva a partir del 8 de agosto, por lo tanto desde esa fecha en las universidades que dependen de Conadu Histórica, unas 23 aproximadamente, y todas aquellas que dependen de la otra federación, no vamos a dar inicio a las clases”, explicó Del Frari quien además apuntó que la medida de fuerza afectaría al 95 por ciento de los docentes de los claustros nacionales.

Remarcó a la vez que la única alternativa válida para la suspensión de la medida de fuerza sería que el Gobierno disponga la inmediata reanudación de las mesas paritarias y proponga una recomposición de salarios  del 30 por ciento, más el cumplimiento de las cláusulas de la paritaria del año pasado. Con estas referencias recordó que a pesar de los reiterados pedidos y las diferentes medidas de fuerza implementadas hasta antes del inicio del receso de invierno no se ha definido la recomposición de sueldos para el sector universitario.

“Si el gobierno considera que se puede seguir trabajando así está equivocado; hemos visto en los últimos días que rectores de diferentes universidades están reaccionando porque se vieron obligados a pagar los aguinaldos con fondos propios de las universidades y a ello se suma el hecho de que el gobierno no está enviando los fondos para el reacondicionamiento de los edificios”, describió.  A partir de lo descripto sostuvo que el actual gobierno replica la política de ajuste implementada durante la época menemista que derivó en un sistemático vaciamiento de las universidades y un recorte de las partidas destinas al mantenimiento de todas las áreas educativas.

Dada la compleja situación de la mayoría de las universidades del país y la ausencia de una política salarial desde el Estado que cubra en parte los requerimientos de los trabajadores Del Frari consideró que es inevitable una profundización del conflicto y la adhesión de otras entidades, como el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN).

Consultado sobre la particular situación de la Universidad de Jujuy, cuyo rector, Rodolfo Tecchi, admitió la reducción de partidas presupuestarias, el referente de Adiunju afirmó que es “penosa”. 

“No somos nosotros los docentes los que vamos a la huelga, es el gobierno el que nos impulsa a tomar medidas para defendernos del atropello que estamos sufriendo; lamentablemente esta situación da para cualquier cosa”, remarcó finalmente.

 

Su opinión nos interesa

Cómo califica la medida adoptada por el Gobierno por el cierre de los locales bailables, afters, pubs a las 4 AM en toda la provincia?
 
Qué es lo que más nos preocupa a los argentinos?
 

Usuarios Online

Tenemos 1477 invitados conectado