VENDEDORES DE LA VÍA PUBLICA AFIRMAN QUE SON EXCESIVOS LOS CANONES MUNICIPALES

E-mail Imprimir PDF

En el marco de una nueva movilización hacia la comuna de san Salvador de Jujuy vendedores de la vía pública ratificaron sus críticas hacia los elevados montos que deben tributar a la municipalidad para acceder a los permisos que les permita continuar con su actividad. Reiteraron a la vez que a pesar de los pedidos expuestos ante las autoridades existe una demora importante en la entrega de las habilitaciones oficiales lo que deriva en periódicos decomisos de mercaderías por parte del personal de control.

El pasado viernes los comerciantes informales que integran el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) movilizaron hacia la comuna capitalina en procura de un diálogo con autoridades para lograr una reducción en el valor del canon que deben abonar mensualmente para acceder a los permisos habilitantes para ejercer su actividad en la vía pública. Como en anteriores oportunidades los vendedores afirmaron que los actuales montos son excesivos por lo que les resulta dificultoso cumplir con las obligaciones que impone la comuna.

Según lo mencionado por algunos de los delegados, actualmente el valor promedio del canon mensual municipal ronda los 3.000 pesos. afirmaron que dicha suma resulta excesiva si se considera que la mayoría de los comerciantes de la vía pública no logran ventas diarias que les permita cubrir el pago municipal, el reabastecimiento de la mercadería que comercializan y un ingreso diario que  sirva de sustento para su grupo familiar.

“Estamos viendo que la situación no da para más y por eso salimos a las calles en defensa de los compañeros que trabajan en la vía pública”, expresó Ivone Aparicio, una de las referentes del MTE que presidió la movilización de vendedores del pasado  viernes.

A través de declaraciones a los medios locales, la referente del movimiento alertó que a pesar de los reiterados reclamos y pedidos desde ese sector hasta la fecha las autoridades comunales no brindaron una respuesta satisfactoria. Con acuerdo a ello, dijo, “estamos solicitando el cese inmediato de los decomisos porque todos sabemos que a partir de la delicada situación económica que estamos atravesando la gente se ve obligada a salir a la calle a buscar un sustento”.

A la vez admitió que en dicho contexto, muchos de los comerciantes callejeros  no logran cumplimentar con las normativas que marca la comuna, particularmente los montos de las unidades tributarias que han elevado en el presente año. No dejó de mencionar que son frecuentes los incidentes en la zona centro en los sectores cercanos a calle Dorrego  donde se extreman los controles de parte del personal de control comercial. A partir de ello advirtió que “son periódicos los secuestros de mercadería y si no tengamos en cuenta el incidente del otro día con un vendedor de fruta en pleno casco céntrico”.

Aparicio también sostuvo que las multas que deben abonar los vendedores para recuperar sus mercaderías o elementos que utilizan para la actividad diaria son excesivas por lo que muchos toman la decisión de continuar con sus actividades de manera informal y al margen de las normativas. “Así los compañeros no solo pierden sus mercaderías sino también sus herramientas de trabajo, pero además no pueden completar los requisitos para acceder a las autorizaciones que emite la municipalidad”, remarcó la dirigente quien afirmó que los comerciantes de la vía pública ratificaron su voluntad de lograr soluciones mediante el diálogo a pesar de la actitud asumida por funcionarios y particularmente por el personal de control de la vía pública.

 

Su opinión nos interesa

Cómo califica la medida adoptada por el Gobierno por el cierre de los locales bailables, afters, pubs a las 4 AM en toda la provincia?
 
Qué es lo que más nos preocupa a los argentinos?
 

Usuarios Online

Tenemos 1630 invitados conectado