DISPAR ACATAMIENTO DE DOCENTES AL PARO DE ADEP Y CEDEMS

E-mail Imprimir PDF

El paro dispuesto por los gremios de ADEP y CEDEMS tuvo una dispar adhesión entre los trabajadores de la educación que, por un lado, reclaman una recomposición salarial acorde a la pérdida del poder adquisitivo registrada en los últimos años, y a la vez especulan con el eventual descuento de sueldos que dispondría el gobierno de Jujuy. La dirigencia gremial docente ratificó las críticas hacia la política salarial del gobierno y anticipó una profundización del conflicto.

El inicio del ciclo lectivo 2018 en la provincia de Jujuy se vio empañado por la medida de fuerza dispuesta por los principales gremios de trabajadores docentes en rechazo a la recomposición de haberes de tan solo el 5 por ciento para la primera parte del año. El paro de actividades, ratificado el fin de semana último durante las asambleas que cada uno de los sectores desarrolló, tuvo en su primera jornada un dispar acatamiento. Conforme a los relevamientos realizados por medios locales el cese de actividades no fue masivo en establecimientos de capital, mientras que en escuelas y colegios del interior de la provincia la adhesión fue superior.

Vale mencionar que la medida de protesta también contempló una movilización de educadores que en primer término concentró en alrededores del Ministerio de Educación donde se dejó un documento conteniendo los principales reclamos del sector. Allí procuraron un diálogo con autoridades ministeriales quienes no accedieron a recibir a la dirigencia. Con posterioridad la multitudinaria columna de docentes de diferentes niveles marchó hacia Casa de Gobierno donde se llegó adelante un acto reivindicatorio de los reclamos salariales y laborales.

Cabe señalar que la convocatoria docente tuvo también el acompañamiento de una mayoría de gremios de estatales que a través de sus dirigencias estuvieron presentes en Plaza Belgrano respaldando los planteos por mejoras salariales significativas, y al mismo tiempo cuestionaron las políticas del gobierno de Gerardo Morales.

Durante la jornada de lucha, el titular del gremio CEDEMS, Ricardo Ajalla, comentó que la amplia convocatoria reflejó el malestar creciente de los trabajadores frente a la ausencia de propuestas concretas del gobierno y la imposición de recomposiciones salariales que no satisfacen los requerimientos de los trabajadores. “El ministerio de Trabajo, el de Educación y el gobernador tienen que hacer un análisis de todo lo que está ocurriendo, y es lamentable que la ministra de Educación no nos haya recibido”, expresó el dirigente, quien ratificó la continuidad de la medida de fuerza, particularmente el paro por 48 horas para el nivel medio y superior.

En igual sentido, Darío Abán, titular de ADEP, aseveró que la adhesión al paro fue cercana al 90 por ciento en todo el territorio. A la vez aseveró que “no importa lo que serían los descuentos de sueldos, y les decimos a los funcionarios que deben propiciar las mesas de diálogo pero sin trampas y sin mala fe, y deben evitar las imposiciones y las decisiones unilaterales”.

Vale mencionar que el plan de lucha docente inició a pesar de la convocatoria a conciliación obligatoria dispuesto por el Ministerio de Trabajo, y a la cual no adhirió ninguno de los gremios docentes cuyas dirigencias alertaron sobre irregularidades en el trámite administrativo que dispuso el gobierno para entorpecer la protesta.

 

 

Su opinión nos interesa

Cómo califica la medida adoptada por el Gobierno por el cierre de los locales bailables, afters, pubs a las 4 AM en toda la provincia?
 
Qué es lo que más nos preocupa a los argentinos?
 

Usuarios Online

Tenemos 1124 invitados conectado